Ir al contenido principal

Viejos son los trapos


LATA 65 intenta destruir los estereotipos de la edad y convertir a los ciudadanos ancianos en artistas callejeros proporcionándoles sprays de pintura, máscaras y guantes, y encontrándoles espacios libres en las paredes de la ciudad para que puedan pintar.

Todo comenzó con talleres, en los que los alumnos aprenden sobre la historia del arte en la calle y pueden crear sus propias plantillas. Después buscan partes arruinadas de la ciduad para llenar de color y pintar sus plantillas.

Según el facebook de la organización, su meta es conectar a las antiguas y nuevas generaciones a través del arte, para ayudar a los ancianos a conectar con nuevas formas de arte contemporáneo, y lo más importante, para que se diviertan. ¡Parece que están haciendo un buen trabajo!

Más información en: Facebook | Instagram | woolfest.org

La organización permite a los ancianos crear sus propias plantillas…

…y les proporciona máscaras, guantes y sprays de pintura

Luego buscan partes arruinadas de Lisboa en las que algo de color vendría bien

Este programa ayuda a conectar las viejas y las nuevas generaciones

Sin embargo lo más importante es ¡que los ancianos se divierten!






Comentarios